Compartir
(Fuente | Atlético de Madrid)

El Atlético financiará las obras para los accesos básicos entre la autopista de la M-40 y el distrito San Blas-Canillejas para así poder estrenar el Estadio Wanda Metropolitano en el mes de septiembre. Asimismo, despedirá el Estadio Vicente Calderón un día después de la final de la Copa del Rey.

Tras la visita de algunos medios al nuevo estadio del Atlético de Madrid, las informaciones que se manejan es que el club rojiblanco estrenará el coliseo la próxima temporada, pero no en agosto. Según informa Miguel Ángel M. Talavera, el Atlético ya habría informado sobre la finalización de las obras de los accesos al estadio, finales de agosto o principios de septiembre, a la LFP y, además, pedir que las dos primeras jornadas ligueras las dispute lejos del Wanda Metropolitano.

¿Por qué? Según ha informado el propio consistorio madrileño a través de su portavoz, Rita Maestre, los accesos básicos al campo rojiblanco se cumplirán en septiembre, pero no antes. Para el ayuntamiento los tres accesos básicos son imprescindibles para que el Atlético de Madrid estrene su nuevo estadio: en primer lugar, un nuevo enlace entre la autopista M-40 y la avenida Luis Aragonés, segundo, la mejora de la salida de la M-40 hacia la avenida Arcentales y finalmente extender la incorporación a la M-40 en su dirección sur. Dichas obras habrían sido financiadas a través de fondos privados del club rojiblanco, cifras cercanas a los 44 millones según señalan distintas fuentes, y que se compensarán en el precio final de los terrenos que comprende el nuevo coliseo atlético.

Asimismo, según informa el diario AS, se añadirán “dos ramales nuevos de salida” a la M-40 “a través de una vía de servicio” que pasará por debajo de la glorieta de Arcentales y, por último, “un trenzado que permita un enlace desde la M-14 y la M-21 con la vía de servicio del estadio” teniendo como plazo todo el año 2018 y que, a priori, estaría listo para la temporada 2018-2019.

Según ha informado el club y han señalado distintas fuentes, los plazos de construcción se están cumpliendo a rajatabla, dependiendo solamente de las obras de conexión entre la M-40 y el distrito de San Blas-Canillejas. Por otro lado, el césped del Wanda Metropolitano se plantará sobre finales de la primera quincena del mes de julio, tal y como informa Miguel Ángel M. Talavera, por lo que, si nada lo impide, en el mes de septiembre se encontrará en perfectas condiciones para vivir el estreno del nuevo estadio atlético.

La despedida del Vicente Calderón

Sin embargo, el nuevo estadio supondrá dejar atrás la casa del Manzanares. Medio siglo después, el Atlético de Madrid hará las maletas para trasladarse al distrito de San Blas-Canillejas. Así pues, el club rojiblanco preparará distintas sorpresas para que el aficionado atlético pueda despedirse del Vicente Calderón in situ antes del traslado.

El estadio de la ribera del Manzanares vivirá su último encuentro, con el Atlético como local, ante el Athletic Club, al igual que su antecesor, el Stadium Metropolitano. Para despedirlo, el club ha decidido celebrar el 28 de mayo, un día después de la final copera celebrada también en el Vicente Calderón que tanta polémica suscita en el seno de la afición. La mencionada despedida constará de un partido entre antiguas estrellas del equipo colchonero y un concierto con artistas simpatizantes del Atlético de Madrid según apuntan Alberto R. Barbero y Belén Sánchez García, aunque se desconoce con exactitud cómo serán dichos eventos.

A pesar de esta futura iniciativa, si el Atlético de Madrid se vea en la obligación de disputar la previa para la UEFA Champions League en el mes de agosto, el Vicente Calderón será el estadio que acoja dicha cita, aunque para eso habrá que esperar hasta la última jornada liguera.

Comments

comments

Deja un comentario