Compartir
Kampl es el auténtico corazón de este Bayer Leverkusen // imagen: http://www.bayer04.de

Uno de los leitmotiv de Diego Pablo Simeone en su travesía por el club rojiblanco podría ser “no casarse con nadie”. Desde sus inicios en el club, ha demostrado que la titularidad no se gana con el nombre, sino con el esfuerzo en el entrenamiento. A pesar de esta premisa, en petit comité el argentino tiene sus ojitos derechos; miembros de la plantilla que cuentan con el 100% de la confianza del técnico y poco les queda por demostrar. En ese selecto grupo, podrían entrar sus dos pivotes predilectos desde su llegada: Gabi y Tiago. Pero con 33 y 35 años respectivamente, es consciente de que la incorporación de un centrocampista de élite es necesaria de forma inmediata

De melena rubia, con cierta similitud a Bastian Schweinsteiger, Kevin Kampl es uno de los pilares del heterodoxo equipo alemán por antonomasia en los últimos años. Dirigido por Roger Schmidt hasta hace escasos días, el mediocentro de origen esloveno representa a la perfección este espíritu de rebeldía. Siempre en un segundo plano, flanqueando a balas como Bellarabi o Brandt, cumple a la perfección el rol de lanzador que en su momento desempeñó Koke en el gran Atlético contragolpeador liderado por Diego Costa.

Su pasado como extremo, al igual que el malogrado Augusto Fernández, se denota en cada toque ejecutado en el BayArena. Paradójicamente, a pesar de ser un centrocampista caracterizado por su dinamismo, es la pausa de este Bayer Leverkusen, inmediato convidado del Vicente Calderón en el próximo choque de la Champions League.

Si finalmente desembarcara en la ribera del Manzanares, cumpliría un rol similar al desarrollado actualmente por Koke, alternando la banda por el eje de la medular. A diferencia del vallecano, Kampl desarrolla su fútbol habitualmente en el flanco derecho, donde escasean los especialistas en la actual plantilla rojiblanca.

Su llegada al club rojiblanco sería un balón de oxígeno para una plantilla tan devaluada en los últimos años en su doble pivote. A pesar de esta coyuntura, No soluciona uno de los mayores problemas acontecidos durante este curso, la ausencia de un “5” puro para suplir a Tiago y conseguir ese equilibrio ausente durante toda la temporada.

Caracterizado por su resistencia, únicamente se ha perdido tres encuentros en la actual temporada. Anclado en el pivote para intentar poner algo de orden en el caos alemán. Dos goles y cuatro asistencias se podrían resumir como su escueta participación directa en los tantos de su equipo.

A nivel de clubes, todo su palmarés pertenece a su estancia en el Salzburgo. En el club de la compañía de bebidas energéticas, cosecho dos ligas locales y sendos campeonatos coperos. Desde la perspectiva individual tiene el honor de haber sido galardonado como futbolista del año en Eslovenia (fußballer des Jahres), por delante de grandes estrellas como Handanovic.

La llegada del centrocampista esloveno alemán se antojaría realmente transcendente para continuar en la élite del fútbol europeo. La dirección deportiva no debería limitarse a la contratación del actual jugador del Bayer si quiere construir un equipo campeón. Apuntalar la plantilla al gusto del técnico posría concebirse como el gran paso para seguir optando a todo.

Comments

comments

Deja un comentario