Compartir

Hace unos meses teníamos la noticia de que el Atlético de Madrid ficharía este verano a Rodri, centrocampista del Villarreal que estaba comenzando a despuntar de una forma bárbara, siendo uno de los jugadores con mayor acierto en el pase y mayor cantidad de recuperaciones realiza por partido.

En la última jornada de liga el Villarreal acabó empate a 2 contra el Real Madrid y en la zona mixta Rodri confirmaba su marcha del club, pero no el destino. “Cierro una etapa maravillosa de mi vida. El Villarreal es un club especial y le deseo lo mejor” decía el jugador para despedirse del submarino amarillo.

Todo apuntaba al Atleti y ayer parece que su presidente, Fernando Roig, lanzaba un dardo al Atleti en forma de indirecta que dejaba muchas cosas claras. El presidente se mostraba en la rueda de prensa de renovación de Calleja frustrado por la perdida de un jugador como Rodri.

“Cuando un jugador quiere irse, con sentimiento hay que dejarle salir. Me hubiese gustado que se hubiera quedado más tiempo, pero ha interferido un club que habla mucho, pero hace cosas diferentes a lo que habla, pero así es la vida. Con deportividad lo aceptamos y ya está. Está consumado. Está hecho» confesaba el presidente que se dirigía claramente al Atleti por el caso de Griezmann-Barça.

Que alguien no dice toda la verdad está claro, nadie quiere quedar como el malo, pero Gil Marín reconoció en El Transistor de Ondacero hace unos meses que estaban hablando con el Villarreal por el jugador, por lo tanto, no deberían de ofenderse, es un caso normal de una negociación.

El cabreo del Villarreal viene porque estaba encarrilada la negociación con el jugador para renovarle y que su cláusula fuera de 40 millones, pero con el interés del Atleti todo se frenó y el jugador no renovó, eso provoca que el submarino ingrese mucho menos dinero del que podría haber ingresado.

Comments

comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.