Compartir
El delantero rojiblanco celebra uno de sus goles en la final de Europa League // Club Atlético de Madrid

La Guardia Civil y la Agencia Tributaria investigan una supuesta trama societaria sospechosa de haber defraudado más de 5 millones de € a la Hacienda pública con traspasos de futbolistas y préstamos abusivos a clubes.

El fondo de inversión Doyen Sports, como ya había avanzado ‘Football Leaks’, vuelve a estar en el punto de mira de los investigadores de la UCO. Estas informaciones se han dado a conocer en la mañana de este martes después de que el juez de la Audiencia Nacional José Sánchez de la Mata levantara el secreto de las actuaciones tras admitir una querella de la Fiscalía Anticorrupción.

Por ahora, son investigados los ex futbolistas del Atlético de Madrid Juan Manuel López Martínez y Mariano Aguilar López como también la pareja del primero Rocío del Carmen Sánchez Ortega y el hermano de Mariano, Miguel Aguilar López. El negocio investigado se centra en la práctica prohibida por la FIFA del TPO (Third Party Ownership) en la que fondos como Doyen adquirían futuros derechos de las ventas a cambio de un préstamo al club y se encargaban de la venta.

Nelio Freire fue el fundador de este fondo de inversión en 2011 y llevó hasta lo más alto sus actividades, llegando a formar parte de operaciones con Jorge Mendes. Doyen facilitó además el patrocinio de la cadena hotelera Rixos Hotel en la campaña 2011/12 al Atlético de Madrid, que desembocaría en el posterior acuerdo con Azerbaiyán. Sin embargo esta no es una operación que esté siendo investigada, como ocurre con la adquisición de derechos de Josuha Guilavogui, la venta de derechos economicos de Radamel Falcao, un préstamo de 2’5 millones y asistencia financiera añadida al club.

El mediocampista francés Guilavogui, nunca se asentó en el equipo y después de un par de cesiones fue transferido por un total de 3 millones de € al Wolfsburgo, siete millones menos de los que pagó el Atlético. En el caso del colombiano Radamel Falcao, el Atlético desembolsó más de 40 millones, con ayuda externa y el complemento de Rubén Micael, para hacerse con el delantero del Porto. Tres campañas más tarde, fue vendido al Mónaco por un total de 60 millones de €, de los que el Atlético no percibió más de lo que había desembolsado.


Fuente (s): EL MUNDO, El País, Marca

Comments

comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.