Compartir
Mapi León durante el encuentro ante el CD Santa Teresa. (Fuente | La Gradona - Alberto Hernández)

El Atlético de Madrid Femenino firmó la mejor temporada de su historia: campeonas de la Liga Iberdrola y subcampeonas de la Copa de la Reina. Las pupilas de Ángel Villacampa dieron cada paso a lo largo de la temporada con pies de plomo, la cabeza fría y la mente puesta en el “partido a partido”. El mantra establecido por Diego Pablo Simeone a lo largo de la temporada 2013-2014 caló en las entrañas del vestuario de las féminas colchoneras.

Sin embargo, a pesar de la pólvora con la que ha contado el conjunto rojiblanco, la fortaleza del equipo atlético, la zaga, se mostró con la aparición de ‘Mapi’ León en el panorama defensivo del Atlético Femenino. La jugadora zaragozana, reciclada para la causa, paso del flanco izquierdo al centro de la zaga. La llegada de Carmen Menayo, la presencia de Bea Beltrán y la recaída en la lesión de Rocío Gálvez a principio de temporada forzaron que la ‘16’ del Atlético de Madrid formase en el carril central junto con Andrea Pereira de forma asidua. Los planes de Ángel Villacampa fueron un acierto por completo.

El Atlético de Madrid finalizó la Liga Iberdrola imbatido sumando un total de 24 victorias y 6 empates, mientras que en la Copa de la Reina sumó dos victorias y una derrota, ante el FC Barcelona Femenino en la final, la única de la temporada. De los 33 encuentros oficiales que ha disputado la escuadra rojiblanca ‘Mapi’ León ha jugado 31, siendo baja por sanción ante el Fundación Albacete y Sporting de Huelva, partidos consecutivos de liga en las jornadas 19 y 20. Además, la jugadora maña ha anotado 3 goles, recibido una cartulina roja y 6 gualdas.

‘Mapi’ León conduce el balón en un encuentro en el Cerro del Espino. (Fuente | La Gradona – Alberto Hernández)

Tras una temporada histórica, la mayor fortaleza del equipo del Manzanares fue la regularidad, virtud que ‘Mapi’ León ha mostrado con todo lujo de detalles. La central colchonera ha demostrado, además, una madurez que cuesta encontrar en una jugadora de su edad (22 años) con un bagaje profesional que se encuentra en sus inicios. En su segunda temporada como jugadora rojiblanca se ha erigido como uno de los pilares defensivos del equipo. La rapidez y determinación al corte han hecho de ‘Mapi’ una defensa difícil de quebrar y que no da un balón por perdido.

No obstante, el potencial de la zaguera española permite observar que el margen de mejora es amplio, no solo a nivel defensivo, sino también a nivel ofensivo. Los orígenes desde el lateral zurdo permiten a ‘Mapi’ León aportar una buena salida de balón a la hora de romper líneas de presión enemigas, un desplazamiento preciso del esférico en largo, útil para el juego directo que en ocasiones ha desplegado el equipo de Villacampa, y la capacidad aérea de la jugadora aragonesa. Esta última cualidad puede asombrar a los desconocidos si nos guiamos por los datos que ofrece la página web oficial de LaLiga: 1,70 metros. Los 170 centímetros de altura se compensan gracias a un potente salto y la facilidad para colocarse de manera adecuada y anticiparse a sus rivales en los lances por alto.

Comments

comments

Deja un comentario