Compartir

El Atlético de Madrid jugó en la madrugada de ayer su primer partido de pretemporada, y se notó. Empate a 0 ante un Toluca que le puso más ganas pero menos fútbol.

El Atleti jugó poco y a ratos, propio de un partido de verano. El club mexicano celebraba su centenario por todo lo alto, y los jugadores quisieron dar una buena imagen a su afición. Comenzó el partido con cierto ritmo, pero a medida que pasaban los minutos se fue desinflando. Las ocasiones se repartieron entre ambos equipos, siendo quizá un poco más claras las rojiblancas, que anoche fueron amarillas, ya que el Atleti lució su segunda indumentaria, además de la serigrafía que usará el equipo en los partidos de Champions League. Lo mejor de la primera parte, junto con la imagen de un totalmente recuperado Augusto Fernández, quién no hizo nada mal en los 45 minutos que jugó.

Para la segunda mitad, once futbolistas diferentes, con el debut de Sergi con el primer equipo como noticia. También debutaba Axel Werner, el guardameta argentino, que apenas tuvo que blocar un balón aéreo.

Una segunda parte todavía más insulsa que la anterior, pero donde pudimos ver que algunos jugadores de fondo de armario, como Thomas, Keidi o Gaitán, están trabajando bien en esta pretemporada, y están a tono. Especial caso el del argentino, que pese a no tener fortuna en la mayoría de las acciones que tuvo, se le vio mucho más participativo que en muchos partidos de la temporada pasada.

El Atleti ahora prepara su vuelta a Europa, más concretamente a Alemania, donde participará en la próxima edición de la Audi Cup que celebra el Bayern de Múnich, debutando el 1 de agosto ante el Napoles en el Allianz Arena.

Comments

comments

Deja un comentario