Borgen, la serie que revela lo más oscuro y cautivador del tejido político

Han pasado diez años desde que salió Fianza en Dinamarca. Fue en 2010 y la ficción, transmitida en el canal público Dinamarca Radio, comenzó a ser recomendado casi de boca en boca en el resto del mundo. Los críticos estuvieron de acuerdo, por unanimidad, en que esta era una de las historias más interesantes de la política. El periódico Los New York Times lo llamó la versión nórdica de Ala oeste, la serie estadounidense que relata las intrigas del poder en el Casa Blanca.

Poco a poco Fianza Explotó como un evento en toda Europa y comenzó a ser conocido en estas latitudes. Así, llegó a oídos del entonces jefe de gobierno de Buenos Aires y futuro presidente de Argentina, Mauricio Macri. Sus asesores dicen que no ha dejado de recomendarla y poco a poco se ha ido formando un grupo de fanáticos de la ficción.

El estreno de su tercera temporada en 2013 coincidió con la llegada de la primera gran apuesta de Netflix, Castillo de cartas, remake de una miniserie en inglés. Así, se inauguró un nuevo tipo de serie donde el lado B de la política se convirtió en el tema que todos querían conocer.

Entonces vendría Escándalo, se centró principalmente en el asunto del presidente de Estados Unidos con un experto en gestión de crisis, pero también tocó conflictos políticos. Aunque cada uno tiene su propio estilo, todos han dado lugar a ficciones que muestran el entrelazamiento de alianzas entre miembros de un mismo partido, opositores que no lo son, y el papel central de los medios en este juego de tarjetas.

READ  Deslizamientos de tierra e inundaciones matan al menos a 41 personas en Indonesia y desplazan a miles
Serie “Escándalo”

Pero volviendo a FianzaNada de lo que vemos en esta historia se acerca a la agenda política de ningún país latinoamericano. Estamos en Dinamarca y los conflictos resultan ser un poco diferentes.

La verdad es que Netflix decidió ahorrar un Fianza y ofrecerla en su catálogo como la mejor añada: había llegado el momento de esta serie, ahora accesible a millones de personas en los 190 países donde está disponible la señal. Periodistas y políticos empezaron a consumir esta historia a través de la plataforma y el público en general decidió formar parte de la legión de seguidores de la ficción.

La serie danesa cuenta la vida dentro del castillo de Christiansborg (la forma familiar de decirlo es Fianza), sede de los tres poderes estatales y, a su vez, la oficina del Primer Ministro. Una mujer es la protagonista y dueña de la acción: Birgitte Nyborg (la actriz Sidse babett knudsen, que también fue parte de la primera temporada de Westworld), miembro del partido moderado, casado con Phillip christensen (Mikael Birkkjær), profesor universitario con el que tiene dos hijos.

Birgitte Es una política clara, con principios, que perderá a lo largo de su carrera, y forma una sociedad con su marido con pactos más que con una historia de amor. Una de esas reglas para que el matrimonio funcione es que cada cinco años tienen que turnarse en sus respectivas carreras. Cuando los cinco años de Birgitte está llegando a su fin y debería comenzar Phillip, surge la posibilidad de que ella se convierta en Primera Ministra del país. Así, esta mujer dedicada a la política, que también es esposa y madre, intentará encontrar un equilibrio. Bueno, como todavía le sucede a la mayoría de las mujeres en todo el mundo.

READ  París entrará en "alerta máxima" el lunes por el repunte de las infecciones por coronavirus
a
Serie "Fianza"
Serie “Garantías”

Conflictos que surgen Fianza están diversificados: entre bastidores de la política, los asesores de prensa de cada candidato y un periodista en busca de la verdad. Y esto nos demuestra que nada se deja al azar: se escenifican entrevistas y declaraciones a la prensa donde se tiene en cuenta la ropa, la decoración, el tono de voz. Todos los ingredientes para una receta que debe entregar el plato más jugoso para ser consumido por el público, que en definitiva son los votantes. Y la idea de gobernar un país con ideologías diferentes que aquí, en principio, parece posible.

Fianza darse cuenta el empoderamiento de las mujeres no es forzado ni infundado. Durante estos diez años, las demandas de las mujeres se han hecho más fuertes y universales, pero en 2010 se adelantó esta historia. Con esta premisa, a esta imagen de la mujer en puestos de poder se suma otro gran personaje femenino, que es la periodista. Katrine Fønsmark (Birgitte Hjort Sørensen), que tratará a lo largo de las tres temporadas de descubrir ollas basadas en la profesionalidad y el don periodístico.

Para cualquier latinoamericano, las historias y los escándalos pueden ser un poco ingenuos, pero no por esta falta de paralelismo es una trama irrelevante.

Un buen hallazgo es el carácter del asesor de prensa de Birgitte, Kasper Juul (Johan philip Visto Asbæk, que veremos más adelante en Game of Thrones Interpretar Euron Greyjoy), que comprende completamente el juego de poder.

Hasta ahora tenemos tres temporadas de esta historia creada por el productor. Precio de Adán y los escritores Jeppe Gjervig Gram si Tobias Lindholm. Aunque anunciaron hace unos años que la serie no se iba a renovar con una cuarta temporada, los planes han cambiado tras este resurgimiento y parece que en principio tendremos diez nuevos episodios para el 2022.

READ  Trump perdió su apoyo y caerá en elección contra Biden: Jorge Castañeda

Nuevos destinos para Birgitte, quien supo ser Primer ministro de Dinamarca en la ficción.

SIGO LEYENDO

The Challenger Tragedy, Dramatic Life de Serena Williams y el flagelo de las redes: lista de los mejores documentales para disfrutar y aprender

Del espía alemán que se enamoró de Cantinflas a la historia del mexicano Schindler: la serie que revela los vínculos de América Latina con la Segunda Guerra Mundial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *