Terremoto en Japón: octogenaria rescatada de su casa derrumbada 72 horas después del desastre

Terremoto en Japón: octogenaria rescatada de su casa derrumbada 72 horas después del desastre

Una mujer de unos 80 años fue sacada de su casa derrumbada 72 horas después de que un terremoto de magnitud 7,6 devastara Japón.

Los primeros tres días de las operaciones de rescate son cruciales, ya partir de entonces las tasas de supervivencia disminuyen significativamente. Según los informes, la mujer quedó atrapada en su casa de dos pisos en la localidad de Wajima, una de las zonas más afectadas por el temblor, cuando fue rescatada por los bomberos. La mujer estaba consciente y respondía y fue enviada a un hospital local.

El terremoto, que se produjo el día de Año Nuevo y fue seguido por decenas de réplicas, provocó el colapso de edificios en la prefectura de Ishikawa y zonas vecinas de la costa occidental de Japón. Hasta el momento, 156 personas han sido rescatadas, pero al menos otras 179 siguen desaparecidas, según las autoridades. Muchos de ellos son personas mayores de Wajima y de otra ciudad, Suzu.

«Debemos seguir haciendo todos los esfuerzos posibles para ayudar a la gente, incluso más allá de las 72 horas posteriores al desastre», afirmó el primer ministro japonés, Fumio Kishida, en una conferencia de prensa.

El número de muertos llegó el jueves a al menos 84 personas. Las autoridades dijeron que 48 de los muertos ocurrieron en la ciudad de Wajima y 23 en Suzu. Los otros 13 se reportaron en cinco municipios vecinos. Más de 300 personas resultaron heridas, al menos 26 de ellas de gravedad.

Una casa derrumbada en la ciudad de Anamizu, prefectura de Ishikawa.

(AFP/Getty)

La magnitud de los daños causados ​​por el terremoto y el tsunami que provocó aún no está clara, y los rescatistas luchan por llegar a las zonas más septentrionales de la península, donde se encuentran la mayoría de los muertos, debido a los cortes de carreteras. Tres días después de la catástrofe, 30 aldeas siguen siendo inaccesibles, según las autoridades de la prefectura de Ishikawa.

La ayuda está llegando lentamente, pero los evacuados siguen en gran medida sin alimentos, agua, electricidad y comunicaciones debido a las gélidas temperaturas y las fuertes lluvias, dijeron también las autoridades.

Las 3.000 comidas y 5.000 botellas de agua entregadas el miércoles están lejos de ser suficientes para los 11.000 evacuados de Wajima, dijo su alcalde, Shigeru Sakaguchi, en una reunión regional de respuesta a desastres.

«Sobre todo, es la carretera: las carreteras cortadas obstaculizan no sólo la entrega de ayuda, sino también la recuperación de la electricidad, el agua, las señales móviles y otras infraestructuras vitales», afirmó.

“En comparación con otros desastres, la situación de las carreteras hacia Wajima es muy mala. Siento que la ayuda está tardando más de lo habitual en llegar», dijo a Reuters Shunsaku Kohriki, un trabajador médico que ha ayudado en otros desastres. «Creo que siendo realistas, los evacuados todavía tendrán que vivir en condiciones muy difíciles durante algunos tiempo», dijo.

El primer día de operaciones en la Bolsa de Tokio, normalmente una celebración con el repique de una gran campana y multitudes de mujeres vestidas con kimonos, estuvo marcado por un minuto de silencio, mientras la gente inclinaba la cabeza para llorar a los muertos.

READ  Los científicos han identificado un nuevo coronavirus que los perros infectan a los humanos

«Me gustaría expresar mis más sinceras oraciones por las almas de quienes perdieron la vida y mi más sentido pésame a todos los que sufren el desastre», dijo el ministro de Finanzas japonés, Shunichi Suzuki.

Reuters contribuyó a este informe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *